Hugo 02 Jul 2015

La Patagonia – Remando en el glaciar Upsala

Tachar tareas de tu lista viaje o mejor dicho, de tu lista de cosas que hacer en la vida es un placer. Y eso es lo que acabo de hacer, tacho mi tarea de “remar en kayac entre los témpanos de un glaciar”.

El guía completó la hazaña diciéndome: “No puedes comprar le felicidad, pero puedes comprar un kayac”.

Bienvenidos ahora sí a la Patagonia.

upsala-patagonia

En mis paseos por Calafate conozco a Jordi un instructor de Kayac que trabaja para la empresa Mil Outdor. Este joven catalán cambia cada año el invierno de los Pirineos por la temperada de “verano” de la Patagonia (pongo verano entre comillas porque aquí hace mucho frío).

Os puedo decir que está en el top10 de los mejores guías que he tenido y que consigue tener a todo un grupo contento con su buen rollo y pasión por su trabajo.

instructor-kayac-patagonia

Empezamos muy temprano, era aún de noche cuando el barco comenzó la travesía por el Lago Argentino hasta llegar a la playa en la que comenzaríamos con el kayac.

Tres horas de navegación en las que el sueño desaparece derrotado por unas impresionantes vistas del amanecer, os prometo que fue algo muy emocionante.

barco-lago-argentino

El gran Lago Argentino tiene un brazo llamado Upsala, que termina en el imponente glaciar que tiene el mismo nombre.El Glaciar Upsala es el segundo más grande del Parque Nacional Los Glaciares y su superficie es equivalente a tres veces la ciudad de Buenos Aires, es decir, mucho.

Por desgracia, debido a una cuestión cíclica y a una aceleración de esta por parte del ser humano, el Upsala es el glaciar en mayor retroceso del mundo. Puede llegar a perder un kilómetro de largo al año.

Y ver eso de cerca hace que se muevan muchas cosas en la cabeza y que quieras cambiar hábitos de tu vida.

Es debido a esos desprendimiento del glaciar que haya tanto témpanos en el brazo Upsala y os prometo que remar entre estos, hace que muchos lloren y que incluso se desmayen de la emoción.

kayac-patagonia-upsala

Sentir que estás en un lugar único al que entran unas 1.500 personas al año y en la que el silencio da paso a infinidad de sonidos de la naturaleza, hace que te sientas único y vivo. Aquí se vive y se late con mucha fuerza.

kayac-patagonia

Después de un intenso día y más de 6 horas de acción, volvemos a tomar el barco de vuelta dejando atrás una un lugar mágico y llevándome en la mochila una colección de imágenes y de emociones que no olvidaré nunca.

barco-patagonia

Si queréis vivir esta experiencia sólo tenéis que pasaros por la oficina de Mil Outdoor en la avenida principal de Calafate o entrar aquí.

La Patagonia es un lugar especial y me da miedo porque sólo llevo aquí una semana. En los próximos días haré una excursión al centro del Glaciar Perito Moreno, así que os cuento cuando vuelva. ¡Hasta pronto!

lago-patagonia

Share on Facebook   Tweet about this on Twitter   Share on Google+0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*